Los deducibles en las pólizas de seguro

Por: Ursula chamochumbi

Una de las partes más difíciles de explicar en las pólizas de seguros, de cualquier riesgo, son los deducibles. Estos están presentes en casi todos los contratos, desde el seguro vehicular que compra un padre de familia, hasta el seguro de importaciones que compra una empresa transnacional.

Los deducibles son los pagos que el asegurado debe realizar cada vez que usa la cobertura de su póliza. No confundir con la prima, que es el costo de compra del seguro. Pueden estar expresados en montos específicos y/o en porcentajes de la pérdida o indemnización. Los deducibles reparten dicha pérdida entre el asegurado y la compañía de seguros, claro que esta última siempre va a encargarse de la mayor parte del gasto.

No todos los deducibles son iguales, dependen de muchos factores, tales como el tipo de riesgo, la compañía de seguros, los proveedores, etc. En algunos casos incluso no se contemplan deducibles, como en las pérdidas totales de los seguros vehiculares o las atenciones por emergencia accidental en los seguros de salud. Los seguros obligatorios como el SOAT o el SCTR, no contemplan deducibles para la atención de los usuarios, a pesar de ser seguros integrales. Si bien es cierto, para algunos casos existe un estándar de mercado, cada compañía es libre de colocar el deducible que – después de los estudios que realiza de su cartera y riesgos – conviene más, tanto al asegurado como a la empresa.

Pero retomando la primera idea expuesta en este artículo, debo indicar que es difícil explicar a un potencial comprador la existencia de estos deducibles, porque muchas personas tienen la idea de que al comprar un seguro, ya se está realizando un gasto y por lo tanto, no se debería pagar más para utilizarlo. Sin embargo, es necesario precisar por qué es importante la aplicación de deducibles. Primero porque disminuyen la pérdida que la compañía de seguros asume y por ende, el costo del seguro que estas ofrecen tiende a ser más bajo. Segundo porque se promueve y fortalece la responsabilidad de los asegurados, ya que al saber que una parte de la pérdida será asumida por ellos mismos, tienen más cuidado al exponerse a riesgos que provoquen el uso indiscriminado de las coberturas de seguros y con esto se evita afectar uno de los principios fundamentales del seguro, que es la mutualidad, donde las pérdidas de unos pocos, son cubiertas con la contribución de muchos.

En nuestro mercado cada vez hay más compañías que brindan la opción del aumento de deducible para bajar el costo del seguro. Es decir, los deducibles siempre van a estar presentes; pero en algunos casos – sobre todo cuando el asegurado sabe que no es muy propenso a tener inconvenientes – las compañías de seguros brindan alternativas para que la prima del seguro sea menor, a cambio de que los deducibles sean mayores. Esta es una buena alternativa; pero que también debe ser bien estudiada para que sea tan conveniente como se espera.

1 thought on “Los deducibles en las pólizas de seguro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *